Share

Procesos de Separación y/o Divorciosepydivorcio

El proceso de separación y/o divorcio es uno de los mayores estresores a los que una persona se puede enfrentar a lo largo de su vida. Es un momento de mucha confusión e incertidumbre, en el que la pareja ha de tomar decisiones muy importantes pero donde las emociones suelen estar “a flor de piel”. No es inusual por tanto experimentar una multitud de sensaciones y emociones como por ejemplo: incredulidad, confusión, impotencia, sentirse herido, furia y enfado, culpabilidad, desilusión; a veces alivio, soledad, y en muchos casos, un miedo intenso ante la incertidumbre y el cambio. Las personas que atraviesan esta etapa suelen además experimentar alteraciones físicas y/o cognitivas como cambios en los patrones de sueño y apetito y problemas de concentración y de memoria, entre otros.

Durante un proceso de separación y/o divorcio las personas tienen que realizar ajustes en diversos ámbitos de sus vidas:

  • Personal y manejo de las emociones negativas (por ejemplo de inseguridad o baja autoestima).

  • En el manejo de la vida cotidiana y familiar.

  • De tipo social y planteamiento del tiempo libre.

  • En el plano económico y en ocasiones en el laboral.

Desde la psicología se busca acortar el malestar que produce el proceso de separación y/o divorcio, ayudando a las personas a que adquieran un cierto control emocional para poder llevar este proceso de una manera equilibrada. Se facilita información sobre las reacciones y momentos de tipo emocional por las que se suele atravesar en estos procesos para, en algunos casos normalizar ciertos sentimientos, como en otros buscar maneras más saludables de canalizar ciertas actitudes y/o emociones que impiden o ralentizan el reajuste a la nueva situación.